Control de la temperatura

Control de la temperatura

Para la fermentación, el mosto debe tener una temperatura de entre 4 y 10 °C para que la levadura pueda trabajar de forma óptima. Como el proceso de fermentación genera calor, los tanques de fermentación tienen que estar suficientemente refrigerados para mantener la temperatura en el rango óptimo para las células de levadura.

Solución recomendada para la medición de la temperatura de fermentación

La temperatura de fermentación perfecta

Nuestra solución para la medición de la temperatura

La refrigeración en el tanque de fermentación y almacenamiento requiere una medición y control precisos de la temperatura para igualar el calor generado durante la fermentación y mantener la temperatura óptima para la levadura. Aquí recomendamos las sondas de temperatura RTD higiénicas y el controlador JUMO diraTRON.

Tu contacto


Responsable de Alimentos y Bebidas

Roberto Garaot +34 677 577 634 +34 677 577 634